Los militares contra los libros infantiles en Argentina

De la época de la dictadura militar hay mucho subcapítulos que nos cuentan las atrocidades que estos salvajes llevaron a cabo (sí, esos salvajes que ahora disfrutan cómodos arrestos domiciliarios): los secuestros , las torturas, las desapariciones los asesinatos, entre otros. Quizás uno de los menos conocidos es el asedio y persecución ideológica que sufrió la gente relacioada con el mundo editorial, ente ellos, los escritores de libros infantiles.

En una sociedad donde la única visión permitida era la cuadrada militar y verde, no demoraría demasiado en aparecer un creciente listado de libros prohibidos por considerárselos subversivos, ya que “ponían en cuestión valores sagrados como la familia, la religión o la patria. Gran parte de ese control era ejercido a través de la escuela, tal como demuestran las instrucciones de la “Operación Claridad” (firmadas por el jefe del Estado Mayor del Ejército, Roberto Viola), ideadas para detectar y secuestrar bibliografía marxista e identificar a los docentes que aconsejaban (estos) libros subversivos”.

La idea de compartir ésto con Uds es, en parte, para aplaudir a aquellos que nos precedieron y que mantuvieron sus convicciones a pesar de todo, y para valorar la libertad que tenemos hoy en día quienes deseamos vivir de (y para) la ilustración infantil. Para recordar, cuando tengamos alguna adversidad, que hubo un tiempo que realmente fue difícil.

Retomando el tema, entre los libros prohibidos encontramos algunos peligrosos como: “La torre de cubos”, “Un elefante ocupa mucho espacio” (libro de Elsa Bornemann, elegido para integrar la Lista de Honor del Premio Internacional “Hans Christian Andersen”, otorgado por International Board on Books for Young People, con sede en Suiza, y que un año después fuera prohibido en Argentina), E l pueblo que no quería ser gris“, “Cinco dedos”, y otros. CLARAMENTE subervisivos desde el título.  ¬_¬

En el sitio Imaginaria tenemos un interesante fragmento del libro Un golpe a los libros (1976-1983), en el cual nos muestran algunos de los libros y autores que sufrieron este maltrato, junto con las ridículas justificaciones de los milicos.

“Del análisis de la obra La Torre de Cubos se desprenden graves falencias tales como simbología confusa, cuestinamientos ideológicos-sociales, objetivos no adecuados al hecho estético, ilimitada fantasía, carencia de estímulos espirituales y trascendentes”, sostiene la resolución N° 480 del Ministerio de Cultura y Educación de Córdoba que prohíbe la obra de Laura Devetach. Entre otros argumentos se aduce que el libro critica “la organización del trabajo, la propiedad privada y el principio de autoridad”.

Los cuentos de la autora cordobesa hablaban de la vida cotidiana —los padres que trabajan, las familias a las que no les alcanza la plata— en una época en que la literatura infantil recién comenzaba a consolidarse. Desarrollo que la dictadura intentó encorsetar. Hasta había palabras desaconsejadas por el poder militar: calzado en lugar de alpargatas, por citar un ejemplo recordado en un ensayo por Devetach.

(…)

“Maravillosamente el libro siguió circulando pero sin mi nombre: era incluido en antologías, los maestros hacían copias a mimeógrafo y se los daban para leer a los alumnos. Muchos lectores se me acercaron después y me dijeron que habían leído mis cuentos en papeles sueltos, sin saber de quién eran. Recuerdo varias Ferias del Libro en las que las maestras me acercaban esas hojas mimeografiadas para que se las firmara.”

Leer fragmento completo en IMAGINARIA

Después de leer este informe y sus penosas anécodtas no puedo evitar preguntarme qué harían los milicos hoy en día con Tinelli ¿lo censurarían por “poner en cuestión valores sagrados como la familia, la religión o la patria”… o le darían el cargo de Ministro de Eduación para que mantenga a la gente estupidizada?

Otros temas relacionados con la época de la DIctadura y aquellos que, de alguna manera, se le enfrentaron:

Canciones alusivas a la Dictadura del 76

Las alusiones a la dictadura militar en el film de García Ferré “ICO, el Caballito valiente”

María Elena Walsh, o El discreto encanto de la tenacidad, (cantautora argentina que está incluida en esta lista) que describe su obra, su vida y el por qué de su popularidad y la admiración que despierta en los argentinos.

Otras notas relacionadas

Deja tu comentario

¡Subscribite y seguinos!

Notas destacadas

  • Los insultos de Monkey Island
  • Celebremos el “Día del Hijo de Puta” (2 de Agosto)
  • ¿A quién le gusta pedir deseos?
  • Video del final de LOST (descubrí quién está detrás de todo!)
  • La VERDADERA Yasuri
  • Fotos de Alejandra Maglietti desnuda en Revista Hombre de Agosto